Pensemos en educación. Pensemos en las propuestas

 en Miguel Ángel Pérez Reynoso

Miguel Ángel Pérez Reynoso*

Me parece que la sociedad se está escindiendo demasiado, por un lado, estamos los que analizamos, los que criticamos, los que proponemos y, por el otro, están las instancias encargadas de tomar decisiones y de emprender acciones de gobierno que beneficien a la sociedad. Entre ambas deberían de existir puentes a modo de vasos comunicantes que garanticen el diálogo de las distintas visiones que se tienen sobre los mismos asuntos. Pero parece que no es así, el gobierno del PRI tomó sus seis años de sabático y antes lo hizo el gobierno del PAN, que después de 18 años cedió el poder y la gubernatura. Hoy llega por primera vez, al gobierno un partido de color naranja, con poca presencia nacional pero con una fuerte esperanza fincada en el cambio a nivel local, ¿qué está pasando?, parece que el nuevo gobierno está reeditando (pero de la peor manera) los escenarios más negativos y menos deseables de un estilo de gobierno que ha cansado a la sociedad y la ha desgastado.
La corrupción en las distintas esferas sociales, la inseguridad, la violencia, la pérdida de credibilidad y legitimidad en las propuestas surgidas desde las instancias oficiales se han tornado en el pan de cada día, ante ello requerimos una sociedad civil aún más organizada y más protagónica.
Parece que las promesas de campaña del señor gobernador se han diluido en la crudeza de una realidad que las ha borrado, las ha pulverizado: hoy necesitamos un nuevo sendero de esperanza pero que ya no pasa rigurosamente por las instituciones gubernamentales. Se requieren mediaciones, puentes que abran el diálogo y no la imposición de monólogos.
Uno esperaba un mejor escenario en el terreno educativo, un mayor y mejor cuidado en las personajes, en las políticas, en el rostro que la SEJ ha decidió para sí y desde ahí hacia la sociedad. Me parece que las cosas no son así, las lealtades políticas comienzan a cobrar una cara factura que la sociedad no debe pagar.
No existe en este momento una propuesta de gobierno en educación sólida, conviviente y pertinente para la sociedad, no para la siguiente semana sino en términos del calendario estratégico.
A monstros nos critican de que todo lo criticamos y nosotros decimos que no vemos ni una mueca de autocrítica, ni tampoco una congruencia al hacer las cosas de mejor manera que los gobiernos y los partidos anteriores.
Me parece que en educación, el actual gobierno se ha empantanado al interior de su propia inexperiencia, no saben cómo hacer las cosas, ni siquiera saben, que no saben cómo hacer las cosas. El problema entonces es más grave de lo que parece, porque junto a ello, el otro sector de la sociedad, es decir, aquellos que no somos y no estamos en el gobierno y los que opinamos y proponemos no contamos con espacios válidos de intermediación.
Aun con todo esto necesitanos pasar de las quejas a las propuestas y una propuesta viable es confeccionar una amplia propuesta a muchas voces en donde todos y todas logren opinar acerca del rostro y del camino que se deberá transitar en educación, sólo así podremos avanzar. Pero para ello es necesario que el actual gobierno decida dejarse ayudar.

*Doctor en educación. Profesor–investigador de la UPN Guadalajara, Unidad 141. mipreynoso@yahoo.com.mx

Deja un comentario

Escriba su búsqueda y presione ENTER para buscar