Adiós al académico, al colega, al colaborador, al amigo… hasta siempre Víctor

 en Jaime Navarro Saras

Jaime Navarro Saras*

Despedir a un ser humano no es fácil, y menos si en esta persona hay tantos adjetivos y características positivas, lo sucedido el pasado viernes nos tomó de sorpresa a quienes conocíamos a Víctor Manuel Ponce Grima, la noticia era de no creer y menos que, en mi caso, había hablado con él (por teléfono) apenas unas horas antes de su fallecimiento.
La noticia llenó de tristeza todos los espacios donde dejó su huella (MEIPE, CIIE, Escuela Normal Superior de Jalisco, Universidad de Guadalajara, MEPE Guanajuato, ISIDM, entre otros), amén de cada institución y proyecto donde participó como invitado y colaborador permanente.
Víctor es el tercer colaborador de Educ@rnos que despedimos con mucho dolor, antes lo fueron los entrañables Gildardo Meda Amaral en 2015 y Alma Dzib Goodin en 2019, al igual que Víctor se fueron en la etapa más prolífera como investigadores y académicos, amén de su calidad humana.
Con Víctor sólo había ideas para llevarse a la práctica y rápido, se caracterizaba por ser el primero en presentar propuestas ante cualquier proyecto en que participaba y no sólo presentaba una idea, sino también un plan B y hasta un C, no te dejaba en suspenso, un poco como que siempre llevaba prisa (hasta para hablar era muy rápido y había que estar atento para no perder el hilo de sus ideas), como que ya presentía su final en este mundo y hacia muchas cosas al mismo tiempo con la velocidad al máximo.
Como persona era muy bien intencionada, jamás sacaba provecho de las cosas, si así haya sido habría tenido mejores plazas y condiciones laborales; con toda su producción académica, grado escolar y demás currículum, apenas le alcanzaba para tener las categorías de Asociado en las plazas de educación superior y muy lejos de las de Titular, recientemente que obtuvo el nombramiento de subdirector de investigación en el ISIDM, no cobraba las 60 horas de titular C que le correspondían, sino mucho menos, y no se quejaba porque ese espacio le permitía hacer lo que le gustaba en el mundo de la academia y la forma de relacionarse con las personas.
A Víctor se le quedaron a deber muchas cosas en educación, dio más de lo que recibió y eso quedará como un gran pendiente de la SEJ y los funcionarios con los que colaboró y que han pasado por allí, ya que Víctor les trabajó sin recibir las recompensas que realmente merecía. Paradójicamente y como coincidencia de las injusticias con Víctor, el día de su fallecimiento se publicaron los resultados de ingreso y promoción al SNI (Sistema Nacional de Investigadores) del Conacyt y logró ingresar, por desgracia no se enteró de la buena noticia porque los listados se publicaron unas horas después de su deceso.
Educ@rnos estará eternamente agradecido por cada colaboración que enviaba para publicar, lo mismo con los artículos editoriales (como el último que le publicamos unas horas antes de su fallecimiento) hasta los dos libros que le editamos y los dos que teníamos pendientes.
Este texto quedará muy corto para todas las cosas positivas que podíamos decir de Víctor, muchas de ellas están plasmadas en las redes sociales por cientos de colegas, estudiantes y amigos que lo conocieron, a mí sólo me queda decirle adiós al académico, al colega, al amigo y al consejero, te vamos a extrañar y de seguro estarás en nuestra memoria y en nuestro corazón por siempre, que tengas un viaje maravilloso y ojalá nos volvamos a encontrar en algún lugar y en otra vida, ve en paz hermano…

*Editor de la revista Educ@rnos. jaimenavs@hotmail.com

  • José Luis Martínez Rosas

    Un abrazo al amigo y colega.
    Hasta siempre Víctor !!
    Eres de los imprescindibles !!

  • Ramiro Figueroa Loza

    Casi todo lo que se diga del Dr. Víctor Manuel Ponce Grima, será insuficiente para abarcar la personalidad y la obra teórica y metodológica de este apóstol de la Educación en Jalisco, que luchó contra las inercias educativas consecuencia de un régimen caduco y el oportunismo de funcionarios refuncionalizados y cooptados por los nuevos dueños del poder con la misma sangre de la mediocridad pero diferentes colores, logotipos y discurso.

  • Graciela Bravo

    Es muy doloroso despedirse de personas que significan mucho en lo personal y en lo laboral, QDEP

  • Martha Ponce

    El mejor ser humano! El mejor amigo, el mejor hijo, el mejor papá, el mejor abuelo! Vivió para los demás, siempre empático, siempre poniendo primero a los demás, el más sencillo etc etc.. hasta siempre hermano! Nos dejas con un huevo enorme! Difícil de llenar! Espero volver a verte y poder abrazarte de nuevo!! Te amo y te amaré…..

  • José Claudio

    Hace casi una semana del acontecimiento tan fatal y todavía algunos como su servidor continúa en estado de shock, impactado no sólo por lo inesperado del suceso, ya que tan sólo unos días previos tuvimos la siempre alegre posibilidad de coincidir, nos dimos un un fuerte, sincero y amoroso abrazo fraterno, conversamos, platicamos de nuestros planes compartidos, de academia, de esperanza y devenir, porque la amistad sincera de tantos años era la premisa implícita y explícita del vínculo que inclasificable siempre nos ponía juntos en muchas batallas. Espero que pronto podamos rendir un homenaje a un ser que jamás desistió con su incuestionablemente congruencia de vida los lugares en los que siempre dejo un aprendizaje y un mundo de emociones felices con quienes tuvimos la oportunidad de ser amigos!

  • Silverio Quevedo

    A Víctor Ponce Grima lo conocí en otra faceta de su vida, la de luchador social. Ambos éramos muy jóvenes, en el lejano 1982. Tuve una última oportunidad de verlo en agosto pasado. Reencontrarme con el gran amigo fue una ocasión muy especial. Nunca me hubiera imaginado que sería la última. Pero me quedo con su recuerdo, con el gusto de haber coincidido con la gran persona que fue.

Escriba su búsqueda y presione ENTER para buscar